Bonadio lo consideró responsable y procesó a De Vido. Por haber permitido el deterioro de los trenes y la falta de control de las concesionarias.

El juez federal Bonadio firmó ayer el primer procesamiento contra Julio De Vido , que fue ministro de Planificación Federal y uno de los hombres más allegados al kirchnerismo.

Según el juez, De Vido tuvo responsabilidad en la tragedia de Once. Sabía del deficiente estado en el que circulaban los trenes y de los incumplimientos de las empresas que prestaban el servicio, pero no hizo nada por revertir la situación.

“En razón del elevado cargo que ostentaba, existen múltiples elementos que dan cuenta del conocimiento con el que contaba De Vido”, mantuvo el juez. Bonadio aseguró que durante su gestión al frente del ministerio “se diseñó una política pública” que favorecía a las empresas concesionarias con subsidios millonarios y permitía sus incumplimientos.

Procesó a De Vido como coautor del “descarrilamiento de un tren agravado por resultar personas fallecidas y lesionadas” y como partícipe necesario de una “defraudación contra la administración pública por administración fraudulenta”. Además, dispuso un embargo sobre sus bienes de 600 millones de pesos.

Deja Tu Comentario