El magistrado federal ordenó que se requisen todos los inmuebles que el empresario tiene registrados en Santa Cruz. El objetivo es buscar efectivo, bienes de lujo y otros valores que podrían estar vinculados con la causa.

La Justicia federal dispuso una medida de fuerte impacto en la causa que investiga la ruta del dinero K. El magistrado Casanello ordenó 37 operativos en propiedades de Báez para secuestrar el dinero que habría estado involucrado en la operatoria de lavado de dinero que se investiga en Comodoro Py. El proceso tiene una veintena de acusados, entre ellos la ex presidente Cristina Kirchner y su ministro de Planificación, Julio de Vido.

Fuentes judiciales adelantaron al medio digital Infobae que la orden judicial no tiene límites de días u horarios. Es más, podría extenderse a otros inmuebles que estén relacionados con Báez, sus hijos o cualquiera de sus familiares.

La causa tomó un ritmo vertiginoso luego de que el valijero Leonardo Fariña se acogiera al régimen del arrepentido y señalara con detalles datos hasta hoy desconocidos de la supuesta maniobra de lavado de dinero que habría montado el dueño de Austral Construcciones junto a varios cómplices.

Para realizar los operativos, Casanello le envió un exhorto al juez de Río Gallegos Federico Calvete, quien delegó la instrucción de los procedimientos en el fiscal Guillermo Marijuán. Ayer el representante del Ministerio Público se había mostrado poco optimista con respecto al resultado de una pesquisa de estas características. “No es que no me interese el hallazgo de las bóvedas, pero es poco probable que las encontremos”, dijo en una entrevista televisiva.

Deja Tu Comentario