En una advertencia el líder camionero dijo que no se sumará a la protesta del jueves por el veto presidencial, pero no descartó reclamos en las calles.

Las 5 centrales obreras se mostraron en perfecta armonía cuando Mauricio Macri anticipó que no permitiría que avance la ley que prohibía los despidos. Pero cuando se lanzó el veto, lo que parecía una huelga anunciada de antemano fue perdiendo peso. Ahora, sólo 2 confirmaron que irán al paro, mientras que la CGT Azopardo se limitará a una “jornada de protesta” que aún no tiene fecha. Y la fragmentación de posiciones avivó un cortocircuito en el universo sindical.

Mientras tanto Hugo Moyano aclaró que de momento no considera atinado realizar una medida de fuerza, pero advirtió que esa postura puede cambiar si la administración nacional no toma medidas significativas en favor de los trabajadores: “Muchos creen que el único que puede lanzar un paro soy yo, pero hay alguien (Juan Domingo Perón) que nos decía ‘todo a su tiempo y armoniosamente’; cuando llegue el momento, si esto no cambia, no tengan dudas de que vamos a salir a la pelea”.

Nota Relacionada:  El look sexy de Juliana Awada en el G-20

Para el líder sindical, “los aumentos de tarifas han carcomido el salario y eso es muy preocupante”, por eso, aunque consideró justo el aumento a los jubilados, señaló que “hay otros sectores que la están pasando mal”.

“El Gobierno tiene que prestarle atención a eso porque puede traer una reacción de la gente”, avisó Moyano en declaraciones a la TV Pública, donde se mostró preocupado por los despidos y los aumentos de tarifas. “Son meses muy duros, se han tomado medidas muy duras que ha afectado a la gente de menores recursos”.

Deja Tu Comentario