El globo consiguió una victoria ajustada como local frente a Caracas de Venezuela e ilusiona al pueblo quemero con continuar su racha copera.


Desde el inicio Huracán fue dominador del encuentro. El manejo de la pelota desde los pies de Toranzo y Montenegro, le dio al equipo de Parque Patricios la potestad absoluta del trámite del partido. Ese dominio no pudo verse reflejado en el marcador, gracias al excelente accionar del arquero rival Wuilker Fariñez.

En el primer tiempo Huracán contó con 3 o 4 ocasiones muy claras para ponerse al frente del tanteador, sin embargo siempre encontró resistencia en las manos de Fariñez. Las primeras ocasiones fueron protagonizadas por Daniel Montenegro. En primera instancia conectando un cabezazo que pasó cerca del arco de Caracas, y la segunda, en la que fuera la mejor jugada colectiva de Huracán, entrando al área chica impactó de manera defectuosa el balón que se estrelló en la unión entre palo y travesaño.

Promediando la primera etapa, Fariñez comenzó a convertirse en una de las figuras del partido. A los 27 minutos desviando un fuertísimo remate de Espinoza, que de contraataque encontró mal parada a la defensa venezolana, pero no pudo con gran el arquero. Un minuto más tarde a la salida de un tiro de esquina, nuevamente Fariñez controlaría un cabezazo de Mancinelli en el primer palo.

Sobre el final del primer tiempo, en una pelota disputada en mitad de cancha, uno de los emblemas del Caracas, Mea Vitali vio la tarjeta roja. En el intento por recuperar un balón, impactó con Bogado y el colegiado Patricio Polic decidió expulsar al mediocampista venezolano.
Si en la primera etapa, en igualdad de condiciones, Caracas decidió quedarse a esperar los ataques quemeros, en la segunda etapa, esta espera simplemente se agigantó y prácticamente resignó todo intento de ataque.

Nota Relacionada:  ¿River se queda afuera de la Copa Libertadores?

Uno de los debutantes con la camiseta de Huracán, el juvenil delantero Diego Mendoza, fue el encargado de generar las situaciones más gravitantes del complemento. A los 6 minutos casi de prepo, se llevó un envió dentro del área, pero una vez más se encontró con la resistencia de Fariñez. Apenas unos minutos más tarde, dominó una pelota en el borde del área grande, y remató con pierna derecha, la pelota una vez más fue controlada por el guardameta de Caracas.

La última gran intervención del arquero, llegaría luego de un remate de tiro libre de Patricio Toranzo, que quiso sorprender por encima de la barrera, sin embargo la estirada de Fariñez hizo estéril el intento del volante creativo de Huracán.

A los 20 minutos del segundo tiempo, Domínguez movió el banco. A la cancha ingresaría Mariano González, para que se retire Mancinelli. Un cambio osado del técnico quemero, que dio resultados.
Apenas 10 minutos demoró Mariano González en darle la victoria al conjunto de Parque Patricios. En una jugada que se inició sobre la banda derecha, y tras un centenar de rebotes, la pelota derivó en los pies del ex Racing, que se encontraba en el momento justo en el lugar oportuno.

El 1-0 final, a primera vista es un resultado exiguo, en especial por cómo se dio el trámite del partido. Sin embargo, es una victoria sin recibir goles como local, lo cual merece una mirada positiva para las expectativas de Huracán de cara a la revancha en suelo venezolano.

Deja Tu Comentario