Jugadores de Independiente yéndose hacia el vestuario. Foto: Web

Independiente y Alianza Lima, de Perú, empataron 0 a 0 en Avellaneda por la ida de los 32 avos de final de la Copa Sudamericana.

Ariel Enrique Holan ya lleva tres partidos dirigidos técnicamente en el segundo equipo de su carrera como entrenador y los tres terminaron en empate.

El partido tuvo características propias de una pesadilla futbolística para el local. A los 20 minutos del primer tiempo, el árbitro chileno Patricio Polic sancionó correctamente penal sobre Ezequiel Barco, a favor de Independiente. Emmanuel Gigliotti pateó abajo a la derecha y a partir de allí el arquero Leao Butrón comenzó a convertirse en el protagonista del cotejo.

Independiente siguió empujando e incluso, ante el explícito esquema defensivo de los peruanos, logró encontrar los huecos pero falló en la definición. Rigoni y Benítez (reemplazó a Gigliotti) tuvieron las chances más claras.

Holan también hizo entrar en el complemento a Albertengo, por Blanco, y a Meza, por Erviti, para así aportarle todas las condiciones ofensivas posibles a su equipo ya que Alianza Lima no mostró interés por conseguir un gol.

Para colmo, cuando Independiente ya sentía el gran fastidio en los minutos finales por no poder concretar nuevamente, se abrieron los regadores en plena jugada del local con la pelota sobre la derecha en 3/4 del campo y hubo que realizar un pique que llevó a que tengan que empezar de nuevo la jugada.

El rojo deberá jugar el domingo a las 16.15 h contra Patronato en condición de visitante bajo el arbitraje de Pompei. ¿La vuelta de la Copa? Recién el 31 de mayo.

Deja Tu Comentario