Seguidores de la ex presidente se movilizaron a Aeroparque, adonde llegó cerca de las 22 Hs; las agrupaciones kirchneristas marcharán mañana a los tribunales de Retiro.

Cristina Kirchner llegó anoche, minutos antes de las 22 Hs, a Buenos Aires desde El Calafate. Los militantes que fueron a recibirla al aeroparque metropolitano (unos 5000 según la Policía de Seguridad Aeroportuaria) montaron una fiesta de bienvenida. A pesar del agasajo, la ex presidente volvió a la Capital, para declarar como imputada ante el juez Claudio Bonadio en la causa del dólar futuro.

Se pudieron ver banderas de La Cámpora, Martín Fierro, Unidos y Organizados y Los Irrompibles. También una rosa roja gigante con un cartel de José C. Paz.

“Llegó la jefa, la puta que los parió” y “Vamos a volver”, gritó la multitud.

Cruce con la Policía

“Ustedes se quedan acá”, les dijo ella a los policías que custodiaron su llegada, en el extremo norte del Aeroparque, antes de ir a saludar a los manifestantes. A consecuencia de esto el vallado fue desbordado y comenzó a reinar el caos con gritos y empujones.

Deja Tu Comentario