Hoy se hacen efectivos los pagos comprometidos. Así, el país deja de estar en cesación de pagos luego de 15 años. Una muy buena noticia para muchos, una mala para otros.

El Gobierno argentino les pagará este viernes a los fondos holdouts y otros tenedores de bonos alrededor de 9.300 millones de dólares para salir formalmente del default, tras más de 14 años, y pondrá fin al duro litigio ventilado ante los tribunales de Nueva York.

El subsecretario de Financiamiento, Santiago Bausili, quien explicó que otros 7.200 millones de dólares –del total de USD 16.500 millones que el país tomó de deuda con cuatro bonos- ingresarán a las reservas del Banco Central y se “utilizarán para financiar el déficit” de las cuentas públicas.

Deja Tu Comentario