Una historia que se remonta al año 2010, cuando Paula era participante del Bailando y Peter era productor de Showmatch. Esta es una nota especial sobre la historia de este romance que enamoró a las redes sociales.

Todos sabemos que ellos se casaron, tuvieron a su hija Olivia y formaron una familia que es más que probable que crezca en el futuro. Pero, al principio de la relación muchos aseguraban que era “algo armado”, una relación con poco futuro. Pedro Alfonso admitió lo mismo: “No daba dos mangos por nuestra relación. Me enamoré de entrada y soñaba tener cinco hijos con ella, pero no pensaba que iba a pasar todo lo que después pasó. Lo veía muy difícil”, dijo a la revista Pronto.

“En ese entonces, Paula me parecía divertida y me encantaba físicamente. Veía a una supermodelo, que media como cuatro metros y que era una típica chica de Punta del Este. Y a su vez me miraba a mí y era un contraste enorme. Vivía en un departamento y tenía un autito que me prestaba mi vieja. Al comienzo, me daba vergüenza pasarla a buscar”, dijo.

“Una vez la pasé a buscar y la llevé a mi departamentito, que era re chico. Me da vergüenza recordarlo. Pau se reía porque estaba todo ordenado pero apilado: se notaba que había estado acomodando porque iba a ir ella. Paula se relajó, se mató de risa y me encantó su sencillez. Por más que se la vea muy top, es muy sencilla y de barrio”, concluyó al respecto.

Uno de los primeros besos que se dio la pareja, a pedido de Tinelli, fue bajo la lluvia. Los rumores de casamiento no tardaron en llegar, pero para ese entonces la relación no estaba del todo consolidada y fueron desmentidos por Cháves rápidamente.


Los obstáculos existen, como en toda relación

Paula y Pedro también protagonizaron un quiebre. En febrero del 2011 hicieron público su distanciamiento en “La cocina del show”. Declararon que no estaban más juntos, que se querían un montón pero a causa de diversas discusiones y destiempos habían decidido separarse. “Ahora no estamos más juntos, nos peleamos no se qué es lo que puede pasar” fueron las palabras del productor. “Nosotros no podemos seguir por mantener a la gente contenta porque tenemos que pensar en nosotros. Nos queremos mucho, la pasamos bien… no es el momento, nos queremos tenemos buena onda y la química y la onda va seguir estando” continuó la modelo con lágrimas en los ojos.

Paula y Pedro volvieron y su relación se fortaleció. Los chicos coincidieron que ese tiempo les hizo darse cuenta cuánto se querían y necesitaban, que los problemas debían superarlos juntos como pareja. En 2012, los chicos más enamorados que nunca aceptaron el desafío de participar juntos en el Showmatch.

“Te elijo día a día como el hombre de mi vida. Te amo con toda mi alma y me encantaría que lleguemos a viejitos juntos, queriéndonos y respetándonos”, Paula a su novio, quien tardó en responder emocionado: “Me hacés muy feliz, me das mucha paz y amor. Quiero estar toda mi vida con vos”. Sin dudas un amor que contagia en las redes sociales. Hoy por hoy los chicos son unos de los personajes con más seguidores en las redes sociales. Cuando hay sentimientos sinceros se nota y la gente lo nota.

¿Bancás a esta pareja? Dejá tu comentario y saludo.
Seguinos en las redes sociales para más notas como estas.

Deja Tu Comentario