La Ciudad planea recambiar todo el sistema para fin de año, no se necesitarán más monedas ya que solo se abonará con tarjeta Sube.

El estacionamiento medido en la ciudad tendrá un cambio radical en los próximos meses: el gobierno porteño pretende instalar parquímetros en los que se podrá pagar únicamente con la tarjeta SUBE como parte de la modernización de un sistema que funciona al filo de las irregularidades. Éste será el principal punto del nuevo llamado a licitación al que debió recurrir la Ciudad como consecuencia de las sucesivas trabas en la Justicia que obstaculizaron la puesta en marcha de la postergada regulación.


La lucha por conseguir una “condenada” moneda…

Así se eliminará la posibilidad de pagar la tarifa con efectivo, monedas, como lo establecían las condiciones del pliego anterior. Las máquinas, además, serán estaciones de recarga de la SUBE mediante tarjeta de crédito y débito.

Los cambios forman parte del nuevo proyecto que el gobierno porteño enviará a la Legislatura para que sea tratado por los diputados. Si se aprueba, reemplazará a la ley 4888, sancionada en 2013 y frenada por dos recursos de amparo solicitados a la Justicia, con la que se pretendía ampliar el estacionamiento medido a más barrios.

Deja Tu Comentario