El titular de Defensa, Julio Martínez, dijo que sospecha que la fábrica militar Fray Luis Beltrán, trabajaba para el mercado negro. También indicó que espera que la Justicia “avance sobre los culpables”, y adelantó que se presentará una denuncia penal por faltante de municiones.

Un nuevo caso de corrupción. El ministro sostuvo, en declaraciones a radio La Red, que “hubo un mal manejo, cuanto menos negligencia, cuando no corrupción”. El funcionario denunció en las redes sociales, que presentaría una denuncia penal por faltante de municiones en la Fábrica Militar Fray Luis Beltrán, de Santa Fe.

“No podemos permitir que el Estado sea proveedor de bandas delictivas”, apuntó Martínez. El funcionario dijo ayer que “hay más de 190.000 balas 9 milímetros y 750.000 de FAL sin registrar”.

“Una auditoría que ordenamos en la Fábrica Militar Fray Luis Beltrán dio un resultado alarmante: faltan millones de fulminantes para municiones, descontrol en los registros y almacenamiento inadecuado de elementos bélicos”, señaló.

“Podríamos hablar de desidia o impericia de la anterior gestión, pero hay elementos para pensar también que hubo corrupción en un tema sumamente sensible por la posible derivación de estos elementos a bandas criminales”, sostuvo Martínez.

Deja Tu Comentario